El chocolate artesano Brescó lo descubrimos en una salida al Sobrarbe, Aragón. Buscábamos un dulce para disfrutar el fin de semana y en una tienda de la localidad de Escalona encontramos este chocolate “A la piedra” diferente. Es un chocolate artesano hecho a mano y lo puedes utilizar para hacer chocolate a la taza, aunque  solo lo he comido trocito a trocito.

Cuando abres la caja lo primero que percibes es su aroma a canela, luego descubres su olor penetrante a clavo. Es un chocolate para los muy chocolateros y que saben valorar este tipo de chocolate artesano, contiene un 65% de cacao.

A los adultos nos encanto, a los niños les resulto un poco fuerte, pero seguro que cuando crezcan también lo valoraran, (En chocolates Brescó tienen otros chocolates mas suaves). Es un chocolate con mucha energía, activa el cerebro, ideal para antes de un examen por la canela y para animarte un poco.

Su fabricante Brescó, es una empresa familiar ubicada en la localidad de Benabarre,  tiene diferentes y variados tipos de chocolate artesanos y los elabora desde 1875.

Todavía no hemos probado su chocolate blanco, ni sus turrones, ni sus trufas… pero seguro que los iremos probando. Un chocolate para disfrutar y saborear con tranquilidad.

Disponen de tienda on line

Chocolates Brescó